Online Marketing & Digital Marketing

Marketing digital: 7 elementos para mejorar tu ratio de conversión

    Por David Tomas, publicado en 04 septiembre 2019

    Si hay una métrica que obsesiona por igual a todos los profesionales del marketing digital, sin duda es el ratio de conversión. Optimizar esta cifra nos permite obtener mejores resultados con el mismo tráfico y hacer que nuestro ROI suba. Pero ¿sabes cómo conseguirlo?

    A veces, mejorar el ratio de conversión requiere replantear nuestra estrategia de marketing digital, pero en otras ocasiones puede ser suficiente con hacer pequeños retoques. Vamos a ver 7 técnicas ganadoras para optimizar esta métrica desde hoy mismo.

    * Quieres conocer 40 estrategias de marketing para lanzar tu producto? Haz  clic aquí y descárgate nuestroebook gratis

    Marketing-digital-7-elementos-para-mejorar-tu-ratio-de-conversion

     

    7 técnicas para mejorar tu ratio de conversión en marketing digital

     

    1) Fija metas para tu campaña

    Fijar objetivos es un paso de lo más básico... pero muchas veces seguimos pasándolo por alto. Antes de comenzar una campaña de marketing digital, las metas tienen que estar muy claras: no basta con decir "quiero incrementar las conversiones", según Channel Sight.

    Los objetivos te ayudan a alinear tus campañas de marketing para conseguir las metas comunes de la empresa, establecer expectativas razonables, motivar a tu equipo y ser consciente de las cifras que puedes alcanzar con los recursos disponibles.

    Como punto de partida, puede resultar útil plantearte cuáles son los motivos por los que un usuario visita tu sitio web:

    • Buscar información: por ejemplo, para dar respuesta a una pregunta o investigar un producto o servicio.
    • Preparar una compra: comparar productos y servicios, ver opiniones y valoraciones, leer testimonios...
    • Formarse: aprender una nueva habilidad o descubrir cómo usar funcionalidades específicas de un producto o herramienta.

     

    2) Controla tus métricas con frecuencia

    Fijar metas está muy bien, pero para asegurar que se cumplan, tienes que ser capaz de medir tus resultados de manera objetiva. Y la manera más fácil de hacerlo es a través de los indicadores claves de rendimiento o KPI.

    Los KPI son métricas fundamentales que te ayudan a entender qué factores están contribuyendo al éxito de tu empresa. También te permiten ver qué cambios tienes que hacer en tu marketing digital para aumentar el ratio de conversión y mejorar tu ROI.

    Los KPI más importantes dependerán de cada caso en particular, pero estos 10 son un buen comienzo para las marcas que hacen ecommerce:

    1. Dispositivo usado por los usuarios.
    2. Canales.
    3. Visitantes nuevos y recurrentes.
    4. Páginas de salida.
    5. Palabras clave.
    6. Ratio de abandonos de carrito.
    7. Valor medio del pedido.
    8. Coste de adquisición de cliente.
    9. Valor de tiempo de vida de cliente.
    10. Resultados por producto.

     

    3) Haz SEO para móviles

    A lo largo de los últimos años, Google ha ido pasando desde el modelo tradicional ("desktop-first indexing") al SEO basado en móviles ("mobile-first indexing"). En términos prácticos, esto significa que tu posicionamiento se resentirá si tu web no está optimizada para móviles.

    ¿Qué puedes hacer para evitarlo?

    • Echa un vistazo al test de optimización para móviles de Google.
    • Asegúrate de que tu web es responsive.
    • Haz que el contenido de tu sitio web para móviles y para escritorio coincidan (con el diseño responsive, se actualizará en ambos sitios de manera automática).
    • Mejora los tiempos de carga de tu web para móviles. Aquí tienes otra herramienta de Google para ayudarte: PageSpeed Insights.
    • Desarrolla una buena estrategia de enlaces internos.
    • Y, lo más importante para el objetivo que nos ocupa, pónselo fácil a los usuarios para convertir desde móviles. Por ejemplo, puedes usar Google Autofill para que los formularios se rellenen automáticamente.

     

    4) Experimenta con tu contenido

    Si llevas tiempo en el mundo del marketing digital, seguro que has oído un montón de veces lo de que "el contenido es el rey". Y el caso es que sigue siendo cierto.

    Si llevas tiempo publicando un blog, puede que sea un buen momento para hacer una auditoría de contenido y actualizar los artículos más antiguos, por ejemplo, con datos y métricas nuevos. También puedes aprovechar para hacer curación de contenidos, por ejemplo, recopilando los mejores post sobre un tema en concreto.

    Pero ¡ojo!: no solo de blogs vive el marketing de contenidos, y más en los tiempos que corren. Anímate a darle una vuelta a tu estrategia incorporando podcasts, vídeos, contenidos interactivos o colaboraciones con influencers. Seguro que no te arrepentirás.

     

    5) Examina a fondo tus redes sociales

    A medida que la estrategia de marketing digital de una marca evoluciona con los años, es frecuente ir acumulando canales en las redes sociales sin saber muy bien por qué. Pero no todos ellos contribuyen a conseguir tus objetivos.

    Por tanto, si estás buscando mejorar tu ratio de conversión, quizá sea hora de dar un buen repaso a tus canales de redes sociales y descartar los que te aportan menos beneficios.

    Ante todo, la idea es que no te quedes con canales inactivos: si estás en una red social, es para actualizarla. Apúntate estas frecuencias recomendadas:

    • Facebook: 1 actualización por día laborable.
    • Twitter: 2-3 actualizaciones por día laborable.
    • Instagram: 1-2 publicaciones en el muro a la semana. Con las Stories puedes ser más flexible, ya que desaparecen al cabo de 24 horas.
    • LinkedIn: 1 publicación por semana.

     

    6) Revisa tus formularios

    Según SEO-Hacker.com, puedes perder hasta al 86% de los clientes a través de los formularios. Sea esto cierto en tu caso o no, seguro que puedes ganar mucho actualizándolos.

    Para maximizar el número de suscripciones, el truco más importante es minimizar los pasos necesarios para rellenar el formulario. En caso de que realmente necesites mucha información, puedes plantearte dividir un mismo formulario en múltiples pantallas, para que resulte menos abrumador a primera vista.

     

    7) Usa tecnología "Where to Buy"

    En lugar de esperar a que los usuarios te recuerden cuando llegue el momento de comprar, indícales directamente dónde pueden conseguir tus productos.

    La tecnología Where to Buy (WTB) muestra el precio y la disponibilidad de tus productos en una serie de tiendas, permitiendo que el usuario pueda completar su compra en solo unos clics. Puedes implementarla en diferentes canales de tu marketing online, por ejemplo:

    • Sitio web: a través de botones tipo "Comprar ahora".
    • Vídeo: para hacer que los productos que aparecen sean comprables.
    • Publicidad de display: para vincular de manera directa anuncios y conversiones.
    • Redes sociales: para incrementar el impacto de estos canales en tus resultados.

    New Call-to-action

     

    David Tomas

    CEO y cofundador de Cyberclick. Cuenta con más de 20 años de experiencia en el mundo online. Es ingeniero y cursó un programa de Entrepreneurship en MIT, Massachusetts Institute of Technology. En 2012 fue nombrado uno de los 20 emprendedores más influyentes en España, menores de 40 años, según la Global Entrepreneurship Week 2012 e IESE. Autor de "La empresa más feliz del mundo" y "Diario de un Millennial".