Online Marketing & Digital Marketing

¿Por qué el marketing digital requiere de formación constante?

    Por David Tomas, publicado en 20 marzo 2020

    Siempre me gusta decir que una de las mejores cosas de trabajar en marketing digital es que nunca dejas de aprender. La formación continua es una necesidad para poder desempeñar bien nuestro trabajo, pero no solo eso: los beneficios de la formación continua se extienden a todos los ámbitos de nuestra vida. ¿Quieres saber cuáles son? Pues ¡sigue leyendo!

    * ¿Quieres conocer las 130 tendencias y predicciones de marketing digital que  cambiarán el panorama en2020 de nuestro sector? Clica aquí y descárgate el  ebook gratis que hemos preparado para ti con toda la información.

    Por que el marketing digital requiere de formacion constante

     

    4 razones para seguir formándose en marketing digital

    Vamos a conocer 4 de las razones más importantes del motivo por el cual formarse de forma continua en marketing online es muy importante. Aquí el lema principal es: actualizarse o morir.

     

    1) Porque el entorno digital está cambiando constantemente

    Prácticamente cada semana surge alguna tecnología nueva, y los hábitos de los consumidores se flexibilizan para adaptarse a ellas. El resultado es que tenemos un panorama que siempre está cambiando, y eso me parece genial.

    En marketing digital no hay lugar a aburrirse, estancarse o caer en la rutina. Lo que funciona hoy, mañana está muerto. Por eso, hay que estar probando estrategias y canales nuevos de manera continua. O te reciclas, o te quedas atrás.

    El lado positivo es que siempre tenemos un reto nuevo y fascinante para afrontar.

     

    2) Porque aprendemos a base de hacer pruebas

    El A/B testing es uno de los pilares de nuestra manera de entender el marketing en Cyberclick. Hacer pruebas de manera constante con las campañas antes de lanzar la definitiva nos ayuda a ir perfeccionando nuestra experiencia y conocimiento.

    La moraleja es que no toda la formación tiene que darse en forma de curso o charla. Al contrario, a veces la vida real es el mejor lugar donde obtener conocimientos. Por eso, te animo a que pruebes diferentes variantes en todas tus campañas y no dejes nunca de analizar los resultados.

     

    3) Porque nos aporta una visión analítica

    Un marketer siempre debe tener una parte de su corazón dedicada al análisis de las métricas. Siempre surgen nuevos canales y datos que debemos aprender a controlar y a ver cómo impactan en los resultados.

    Hoy en día, las soluciones de medición (incluso las gratuitas como Google Analytics) nos ofrecen una complejidad increíble. Todos los datos que necesitamos están ahí, pero para saber interpretarlos y ver las relaciones entre ellos, necesitamos contar con la formación necesaria y seguir actualizándonos a medida que surgen novedades.

    A su vez, todo este trabajo de formación e interpretación nos ayuda a mejorar la capacidad de análisis y de resolución de problemas en todos los ámbitos.

     

    4) Porque mantiene nuestro cerebro y nuestro espíritu jóvenes

    Como comentaba antes, los beneficios de la formación van mucho más allá de nuestro día a día laboral, ya que mejoran todos los ámbitos de nuestras vidas.

    Ahora sabemos que el cerebro es un órgano increíblemente plástico y que debemos hacerlo trabajar a todas las edades. Como dice el refrán, "el saber no ocupa lugar" y nos ayuda a fortalecer el intelecto e incluso el alma. Alguien que sigue interesándose por las cosas, que tiene inquietud por aprender, es eternamente joven. Así que ya sabes: no dejes que las tareas cotidianas de tu trabajo acaben con tu entusiasmo por seguir formándote.

    Ebook: 130 tendencias y predicciones de marketing digital 2020

     

    David Tomas

    CEO y cofundador de Cyberclick. Cuenta con más de 20 años de experiencia en el mundo online. Es ingeniero y cursó un programa de Entrepreneurship en MIT, Massachusetts Institute of Technology. En 2012 fue nombrado uno de los 20 emprendedores más influyentes en España, menores de 40 años, según la Global Entrepreneurship Week 2012 e IESE. Autor de "La empresa más feliz del mundo" y "Diario de un Millennial".