SEO & SEM

Google AdWords: 5 formas de gestionar mejor tu presupuesto

    Por Marta Canadell, publicado en 03 enero 2018

    "¿Cuánto presupuesto debo destinar a Google AdWords?" es una de esas preguntas que todos los marketers se hacen en algún momento, pero para las que es imposible dar una respuesta precisa. Y es que en Google AdWords, el presupuesto correcto depende de muchos factores y cada empresa es diferente.

    Pero esto no quiere decir que tengas que limitarte a jugar a las adivinanzas o hacer ensayo y error: con la combinación de tácticas correcta, tendrás muchas más probabilidades de acertar. Y además de destinar la cantidad adecuada, también quieres asegurarte de que aprovechas cada céntimo. Así que vamos a ver cuáles son las estrategias ganadoras para manejar bien tu budget en ppc.

     Google AdWords 5 formas de gestionar mejor tu presupuesto

     

    5 factores clave para gestionar mejor tu presupuesto en Google AdWords

    1) Gasta todo el presupuesto

    Parece mentira, pero gastar de menos es un problema común a la hora de administrar el presupuesto en Google AdWords. La mayoría de las veces, lo que ocurre es que estás desaprovechando oportunidades valiosas por no haber configurado correctamente la campaña, según Search Engine Journal.

    Así que si no estás gastando todo el presupuesto que quieres destinar a ppc, investiga estas tres soluciones:

    • Mira las sugerencias de Google AdWords sobre el presupuesto ideal para tu campaña. Aquí podrás ver una serie de estimaciones sobre cuántas conversiones o clics conseguirás con diferentes cantidades. A veces verás que subir un poco el presupuesto sale muy rentable, mientras que otras podrías reducirlo sin afectar a los resultados.
    • Ajusta tus pujas. Es posible que estés perdiendo clics y conversiones potenciales simplemente porque tus pujas son demasiado bajas. Aquí también puedes echar un vistazo a las sugerencias de AdWords para ver cuánto te conviene subirlas.
    • Busca nuevas opciones para tus campañas. Si has seguido las dos sugerencias anteriores, pero sigues sin emplear todo tu presupuesto, ha llegado la hora de ampliar tus horizontes. Por ejemplo, puedes probar a añadir más palabras clave y grupos de anuncios o hacer campañas de display o remarketing.

     

    2) Ten en cuenta las temporadas altas y bajas

    Si tienes un e-commerce, seguro que ya dominas a la perfección las campañas estacionales. Pero aunque este no sea tu caso, la estacionalidad también es un factor importante a tener en cuenta.

    Muchos anunciantes se limitan a dividir su budget de Google AdWords por 12 para decidir cuánto destinar a cada mes. Pero hay muchas palabras clave que tienen un fuerte componente estacional: productos o problemas más comunes en invierno/verano, épocas de vacaciones... y un montón de elementos más en los que no solemos reparar. Hay meses en los cuales la actividad casi se para, por lo que no tiene sentido seguir invirtiendo, y otros en los que necesitaríamos el doble del presupuesto habitual para cubrir la demanda.

    Por suerte, la herramienta de palabras clave de AdWords te permite ver las búsquedas medias de una palabra clave cada mes del año. Analízalas con cuidado para distribuir mejor tu presupuesto de Google AdWords a lo largo del año.

     

    3) Distribuye el presupuesto según líneas de producto y objetivos

    No todas las campañas son iguales, así que distribuir el presupuesto equitativamente entre ellas suele ser un error. En general, hay productos a los que deberías dedicar más atención y presupuesto, por ejemplo, los que generan más ventas, los que tienen márgenes de beneficio más altos o los que necesitan más promoción para incrementar las ventas.

    A la hora de diseñar tu estrategia de Google AdWords, no caigas en la tentación de querer promocionar todos tus productos por igual. Piensa de manera estratégica y diseña tus campañas para maximizar los beneficios, aunque eso implique que parte de tu catálogo se lleva poca o ninguna atención.

     

    4) Distribuye el presupuesto según la fase del embudo de conversión

    A veces parece que lo único que pueden aportar las campañas de Google AdWords son conversiones, pero cada fase del embudo de conversión tiene su propio valor.

    Por eso, a la hora de distribuir tu presupuesto, ten en cuenta cuál es la táctica que estás siguiendo con cada palabra clave o grupo de anuncios. Algunas búsquedas son más comunes cuando los usuarios están listos para comprar, mientras que otras están más relacionadas con la investigación en las primeras fases del embudo. Como es lógico, la página de destino también tendrá que adaptarse al momento en el que se encuentre el consumidor, ya que intentar vender demasiado pronto puede generar rechazo.

    Para complementar tu estrategia, considera la posibilidad de usar campañas de display para generar notoriedad y atraer a usuarios a las primeras fases del embudo, y remarketing para dirigirte a los clientes potenciales que ya han visitado tu web.

     

    5) No seas demasiado perfeccionista

    Para tener un presupuesto de Google AdWords bien gestionado, el principio a recordar es "la mayoría de la cuenta debe llegar a los objetivos de marketing".

    ¿Por qué la mayoría, y no todo? Muy sencillo: a día de hoy, sencillamente no somos capaces de medir todo lo que ocurre en una campaña de ppc. Aunque herramientas como Google Attribution están dando grandes pasos, no podemos conocer el viaje de cada consumidor y cómo han influido exactamente nuestros anuncios. Por ejemplo, es posible que haya palabras clave que no estén generando conversiones, pero sean cruciales para la notoriedad y el branding.

    En definitiva, si tu cuenta funciona a nivel global y la mayoría de las palabras clave y grupos de anuncio dan los resultados esperados, estás en el buen camino. Obsesionarte con los detalles no te aportará demasiado e incluso puede ser contraproducente.

     

    Conclusión: cómo acertar con tu presupuesto ppc

    Los 5 factores que hemos visto pueden servirte de guía a la hora de decidir cómo gestionar tu presupuesto en Google AdWords, pero no te obsesiones por darles a todos la misma importancia. Es posible que algunos de ellos no tengan sentido para tu caso particular, o que alguno sea particularmente importante. Mi consejo final es que midas regularmente los resultados de tu cuenta para ver qué es lo que está funcionando y sobre todo, que no pierdas de vista el retorno de la inversión. ¡Suerte! 

    50 tendencias de marketing online para 2018

    Marta Canadell

    Data Analyst and Data Scientist. PhD en Matemáticas Aplicadas.